La noche con sus encantos, lleva a que pensamientos, sentimientos y delirios varios, afloren.

jueves, 28 de enero de 2010

Realidad


Mi mirada perdida entre la gente que viene y va. Trato de imaginar el mundo en el que vive cada uno, por sus gestos, formas de andar; dejan traslucir partes de sus vidas. Más todos apurados, no hay tiempo que perder, debe haber mucho por hacer. Personas que hablan, pero sólo se escucha al otro a la mitad. Es difícil atender al otro cuando hay tantas cosas en mi cabeza a las que atención debo prestar.
Somos prisioneros del tiempo, que nos avasalla sin preguntar;la vida nos pasa por encima y a veces ni la podemos tocar. Somos esclavos de la modernidad, que nos engaña brindandonos comodidad, que nos supone acercarnos más, pero que en realidad, debilitando nuestras relaciones está.
¿Llegará el día en que dejemos de andar por la vida sordos, no escuchando las dulces melodías que la naturaleza nos ha de brindar o un llamado de solidaridad?
¿Llegará el día en que dejemos de ser ciegos, y modifiquemos esta realidad, para asi poder admirar cada maravilla que cada día nos ha de regalar?

¿Llegará ese día en que seamos mudos para expresar lo que sentimos en verdad, y para denunciar todo lo que se está haciendo mal?
¿Llegará entonces el día en que no nos falten las ganas de caminar hacia el sendero para construir una nueva realidad, en la que podamos valorar cada cosa de la vida que tan olvidadas están?